Debido a los comentarios surgidos tras la última entrada, retomo el tema de los sentimientos de culpabilidad en relación con la enfermedad de mi madre.
Hace ya tiempo publique una entrada en la que os contaba que durante muchos años me había sentido culpable del alcoholismo de mi madre. Este sentimiento de culpa se acentuaba siempre que mi madre se mantenía sobria. La verdad es que no recuerdo que me sintiera tan culpable, si que recuerdo pensar una y mil veces en que estaba haciendo yo que hacía que mi madre siguiera bebiendo, pero no recordaba lo dura que podía llegar a ser conmigo misma.


Ya he comentado en más de una ocasión que mi madre no es consciente de su enfermedad, bueno de su enfermedad si pero no es consciente de la magnitud del problema. Por mucho que llore o que haya habido días en que se sentía tan mal que ha pedido perdón, mi madre no es consciente de todos los problemas que derivan de su alcoholismo. Cuando hablas con ella, bueno cuando hablábamos por que ya ni lo intentamos, da igual la forma en que enfoques la conversación por que de una forma u otra siempre somos culpable todos menos ella. Supongo que esta ha sido la principal razón de que en algún momento yo me haya parado a pensar en si mi madre bebe o no por mi culpa.

Culpa de la Penúltima drogodependencia, en Flickr
Culpa de la Penúltima drogodependencia, en Flickr

Además de culparme de su enfermedad hay muchos otros problemas de los que mi madre me ha culpado y aún me culpa. Hace un tiempo empece a pensar que todo esto viene por que mi madre es incapaz de asumir un error, es incapaz de reconocer que se equivoca y necesita buscar y dirigir la culpa a otro. Para que os hagáis una idea de lo que os cuento, voy a enumerar alguna de las cosas que según mi madre, y desde hace años, son culpa mía.

1. Mi madre me culpa de que ella sea alcohólica.

Esto es el pan de cada día. Que si bebe por que no quería tener hijas y la culpa es nuestra por nacer, que si nunca la hemos ayudado ni apoyado …

2. Mi madre me culpa de haber quemado la casa hace cuatro años.

Si… mi madre es capaz de llegar a culparme de que queme la casa. Ya os hablaré de ello más adelante, pero hace 4 años nuestra casa se incendió. Según la versión de bomberos, policia y peritos fue debido a un cortocircuito por una instalación eléctrica vieja, según mi madre fui yo. Aún no me entra en la cabeza por que piensa que hice eso, no sé, soy incapaz de ver que bueno tiene que yo quemará la casa… En fin…

3. Mi madre me culpa del aborto que sufrió.

Hace unos años mi madre se quedo embarazada de su pareja. En aquella época los dos querían tener un hijo juntos así que no me equivoco si digo que era un bebe buscado. A los tres meses o así, creo recordar, mi madre sufrió un aborto de manera natural. Se lo tomaron bastante mal y desde entonces mi madre, cuando lo recuerda, dice que es culpa mía que lo perdiera y que nunca quise a ese bebe. (Hago un pequeño inciso. En esta entrada me esta costando especialmente hablar en singular. No quiero hablar en plural por que este blog esta escrito por mí y es mi opinión y versión de las cosas que pasaron y pasan en mi casa, si se me ha colado algo en plural espero que no moleste a la persona a la que también incluyo 😉 ). Hablando sinceramente, no, no quería a ese bebe. Pero no por que no fuese a quererlo si venía al mundo, quienes me conocéis sabéis que adoro a los niños y sé que me hubiera enamorado de él nada más verle. La razón por la cual no quería que ese bebe viviera al mundo es por que no iba a tener una buena vida. Quizá podría haber sido la causa de que mi madre se parase a pensar y decidiera de una vez por todas cuidarse y mantenerse sobria, pero perdonarme que lo dude. Además por aquella época su pareja también bebía, no quiero pensar que hubiese sido de ese niño si las cosas hubieran seguido igual.

2 comments on “¿Soy yo la culpable de que mi madre beba? II”

  1. Supongo q siempre optamos por la vía fácil de echar la culpa al resto y no querer asumir nuestra propia culpa…. Siempre hay factores en nuestro entorno que nos lo pueden poner difícil pero, al final, la responsabilidad de los actos de cada uno es propia y de nadie mas. Gracias por la entrada! Siempre viene bien refrescar estos “conceptos”

Deja un comentario